RIVADAVIA

                 

Pase el mouse sobre la imagen

ESCUDO

 

 

 

 

LOGO MUNICIPAL

 

HERÁLDICA

Forma: cuadrilongo apuntado ángulos superiores tronchados cortado filiera de gules.

 

En el primero tapiz de azur liviano la imagen de un dique de azur, plata y sinople con fondo de tres picos cumbres nevadas de plata.

debajo el perfil de edificios iglesia  de gules.

En los cantones del jefe y flanco diestros un racimo de uvas de su color foliado por seis de sinople tallos y zarcillos de su color, dos vasijas de alfarería de su color y frutos regionales de plata, sinople y su color.

En los cantones del jefe y flanco siniestros una rama de olivo con sus frutos de sinople, una torre de petróleo abierta de sable y oro y productos agrícolas de oro, gules, y sinople.

Grueso ceñidor de azur cargado con un lema toponímico de plata de letras capitales.

El segundo de plata con un lema toponímico de sable de letras capitales.

SIMBOLOGÍA

Se basó para hacerlo en conjugar la parte de agua (porque recientemente hablase inaugurado el dique Medrano), figura en la parte posterior; tiene como horizonte la cordillera. Amalgamó la fruticultura, agro e industria anexando la parte social, representando con unos trazos lineales la iglesia San Isidro Labrados y edificios aledaños.

Cabe señalar que en esa época con el descubrimiento del  petróleo, sufren un fuerte impacto económico, industrias frutihortícolas como Fruverco, establecimientos Vitivinícolas como Gargantini, Tittarelli, El Globo, etc.
Hubo a raíz de este descubrimiento, un aumento en la mano de obra, como consecuencia se comenzó a desarrollar la incipiente hotelería, ya que ofreció pensiones a aquellos, que se radicaban en la zona. Como dato anecdótico y si se quiere risueño, desaparecieron las   consideradas “solteronas” para su época, contando apenas 30 años.

LOGO MUNICIPAL

Un sol naciente con doce rayos rectos triángulares que aumentan de longitud de izquierda a derecha sobre una ondulación de color azul y debajo el nombre del departamento.

Historia del Escudo Surgió por un concurso abierto departamental durante la década del 50-60, en la gestión del intendente Cayetano San Martino, quien tuvo dos períodos elegidos por el pueblo por su gran dedicación en pro de la Cultura Rivadaviense. Hubo entonces, una exposición de distintos trabajos presentados en la Sala del Consejo Deliberante del anterior edificio municipal ubicado en el mismo sitio de hoy Aristóbulo del Valle y Lavalle.

Creado por Blanca Plástina de Bianchi

   
   
       Más Información  
HISTORIA

 

Hacia el siglo XVIII, el actual territorio departamental pertenecía al Curato de Corocorto, contando entre la mayoría de sus habitantes a los huarpes.

Estos pueblos originarios vivían en el “país de Cuyo” (amplia zona de la provincias de San Juan, Mendoza y San Luis. Los huarpes se asentaban en las márgenes de los ríos, esteros y lagunas. Fueron grupos sedentarios con domicilios más o menos fijos; vivían en rudimentarias chozas. Los huarpes no iban desnudos ni cubiertos con pieles, sino con la “camiseta andina” (como la llamaban los realistas). Practicaron la hilandería: prueba de esto son los numerosos torteros y pesas de hilar hechas de barro encontradas por los arqueólogos y particulares a lo largo del tiempo.

Usaron el pelo largo: las mujeres “dejan crecer el cabello cuanto pueden, mientras que los hombres sólo hasta el cuello”. Fabricaban piezas de cerámica y alfarería fina, modelada y pintada. Fueron maestros en canastería: tejían cestas y canastillas de totora “tan fuertemente apretadas que aunque las llenan de agua, ésta no se sale”.

Supieron trabajar la tierra; para regar sus cultivos utilizaban el agua de río derivada por canales y acequias. El principal producto de la tierra era el maíz (telag). Esto se confirma con el hallazgo de morteros fijos y muebles, e innumerables conanas (vasijas de barro). Sus armas clásicas fueron el arco y la flecha.

Los huarpes tuvieron una divinidad que residía en la Cordillera Nevada: era Hunuc Huar, a la que respetaban, temían e invocaban. A este Dios le ofrecían chicha y maíz. Adoraban, también, a los cerros, a la Luna, al Sol y al Lucero.

Sepultaban a sus muertos acompañando la ceremonia con bailes y cantos. En las tumbas les ponían objetos personales (mantas, camisetas, comidas y bebidas). Hablaban la lengua millcayac.

A partir de la fundación de Mendoza por Pedro del Castillo, en 1561, comienza la conquista, usurpación y colonización de estas tierras mendocinas por parte de los españoles.

Según el Padre Pablo Cabrera —historiador de Los Huarpes— el “Valle de Uco”, situado a ambas márgenes del río Tunuyán (voz originaria que significa miedo a los temblores y ruidos subterráneos), recibe el nombre de Juan Cuco y Fernando Cuco, caciques huarpes de toda la cuenca del mencionado río. Cree el Padre Cabrera que el apellido Cuco, perdió, con el uso y a través del tiempo la primera letra y, quedó como “Uco” definitivamente el nombre del valle y tierras que pertenecían a dichos caciques.

El Valle de Uco estaba dividido en tres partes: el Uco del Alto, que correspondía al Tunuyán de arriba; el Uco del Medio, zona del Tunuyán del medio; y el Uco de Abajo, actual Tunuyán de abajo. El territorio ocupado actualmente por nuestro departamento correspondió al Uco del Medio (comprendido entre el Totoral —actual departamento de Tunuyán—, y la ensenada de Los Olguín, hoy Santa María de Oro.

En la época de la conquista hispánica, el principal cacique del Uco del Medio era Pasambay, dueño de territorios ubicados en ambas márgenes del río Tunuyán, desde Jurango —actual distrito de La Reducción— hasta Ñancuñan, por la margen derecha; desde el Albardón —hoy Los Árboles— hasta Otoyán —hoy Phillips— por la margen izquierda.


Esta jurisdicción comprendida entre la margen izquierda del Río Tunuyán, las tierras del este hacia el Desaguadero y por el oeste hasta la localidad de Las Ramadas. Este centro fue el origen del departamento, asentamiento que surgió junto a las márgenes del Tunuyán como resultado de las actividades económicas de la época: desde el sur de la provincia partían carretas que transportaban sal con destino a Corocorto y San Luis, las que debían utilizar pasos para cruzar el Tunuyán y fue en los alrededores de estos pasos (Los Copis, Barrancas, Otoyán, Ferreyra, Ensenada de Olguín - hoy Santa María de Oro - el más concurrido) donde aparecieron las típicas construcciones de postes de madera y techo de totora o paja con barro, las ramadas.
Poco a poco se fueron multiplicando, dado que los salineros necesitaban descansar, refrescar sus animales, arreglar sus transportes o esperar que las aguas del río bajaran, y debían pasar varios días estacionados en las ramadas. Así fueron tomando el aspecto de incipiente centro poblacional.

En 1859, al crearse el departamento de Junín, con el nombre de "Retamo", pasaron a su dependencia "Las Ramadas", que ya poseía aproximadamente 2.000 personas. Posteriormente cambió la denominación de "Las Ramadas" por la de "San Isidro Labrador".
A mediados del siglo XIX era la zona más importante del este mendocino.
En 1884 la Legislatura de la Provincia aprueba y promulga la ley por la que se crea la nueva jurisdicción, introduciendo un cambio en su denominación: el nombre del departamento será Rivadavia.
El decreto de creación expresa en su parte más importante, lo siguiente: "Con parte de la población de San Martín y Junín, se construirá un nuevo departamento que se llamará Rivadavia". Ya se ha expresado que la villa de San Isidro pertenecía a la jurisdicción de Junín, como distrito de éste, pero al separarse tomó también una fracción del departamento de San Martín, conformando de esta manera la nueva jurisdicción.
Hacia 1900, la villa de Rivadavia, cabecera del departamento, va recibiendo lentamente los aportes de la inmigración, la cual contribuye al progreso de la zona. En 1953, por decreto del gobierno de la provincia, la villa de Rivadavia fue elevada a la categoría de ciudad.

Por los años 1870, un grupo de habitantes de San Isidro (villa cabecera del departamento de Junín) elevó un petitorio al entonces gobernador de Mendoza, Elías Villanueva, para que se creara un nuevo departamento. Los argumentos eran visiblemente justificados y tenían que ver con la búsqueda de mejoras en la organización social de la zona. Este petitorio devino, años más tarde, en la creación de un nuevo departamento. Así nació el departamento de Rivadavia, un 18 de abril de 1884 originalmente, el nombre que habría de llevar el nuevo departamento era "San Isidro Labrador.

Teniendo en cuenta la importancia de la mencionada figura religiosa en estas tierras, la denominación propuesta en el petitorio, no sólo estaba ampliamente justificada, sino que otorgaría un sentido de identidad al nuevo departamento. Sin embargo en una sesión de la Legislatura Provincial, de marzo de 1884, al tratarse el proyecto de ley de creación del nuevo departamento, el Diputado Dr. Pedro Serpez propuso el nombre de Rivadavia, en reemplazo de San Isidro, pretendido por los habitantes del lugar. Serpez "fundó su moción diciendo que: en los pueblos jóvenes como el nuestro debían perpetuarse siempre en sus nombres, la memoria de nuestras figuras ilustres o que hubieran hecho marcados servicios a la Patria y agregó, el nombre San Isidro, figura ya demasiado en los almanaques de la cristiandad y lo mismo en sus devociones. Propongo para el nuevo departamento, el nombre Rivadavia, un gran genio constructor y primer presidente de los argentinos. Sin oposiciones, la propuesta de Serpez fue aceptada y votada por unanimidad

  Más Información 

http://www.rivadaviamendoza.gov.ar/index.php?option=com_content&view

=article&id=136&Itemid=229

 

http://www.mendoza.edu.ar/contenidosdigitales/index.php?option=com_

content&view=article&id=874%3Arivadavia&catid=. . . . =3

 

https://www.facebook.com/Rivadavia-Histórica-museo-virtual. . . /photos/

 

http://www.mendoza.travel/resena-historica-9/

 

Página web oficial

http://www.rivadaviamendoza.gov.ar/

  El Tiempo

     Instituciones

    

Fecha de Fundacion: 05 / 06 / 2012

bomberosvollosarboles@yahoo.com.ar

Uiversidades

                                                                              

Univ. Nacional del Litoral -  Univ. Empresarial Siglo XXI  -  Univ Tecnológica Nacional

Localidades

Andrade - Ciudad El Mirador - La Central - La Libertad - La Reducción Los Arboles - Los Campamentos - Medrano - Mundo Nuevo - Santa María de Oro

Más Información 

http://www.rivadaviamendoza.gov.ar/index.php?option=com_content&view=

article&id=1527&Itemid=228

Bernardino Rivadavia
Nació el 20 de mayo de 1780 en Buenos Aires

Falleció el 2 de septiembre de 1845 en Cádiz.


Presidente de las Provincias Unidas del Río de la Plata
8 de febrero de 1826 – 27 de junio de 1827

Bernardino Rivadavia

Político argentino, presidente de las Provincias Unidas del Río de la Plata (1826-1827)
Nació el 20 de mayo de 1780 en Buenos Aires en el seno de una acaudalada familia.
Cursó estudios en la escuela de Rey y en el colegio de San Carlos. No alcanzó a cursar los universitarios.
Durante las invasiones inglesas combatió con grado de capitán. Fue luego designado alférez real del Cabildo. En la asonada del primero de enero de 1809 apoyó al virrey Liniers. Se casó con la hija del virrey del Pino y fue un comerciante de éxito. Participó en la Revolución de mayo de 1810, iniciadora del proceso de emancipación del virreinato del Río de la Plata del dominio español.
Bernardino Rivadavia propulsó la formación del primer triunvirato (1811-1812) que dirigió la política de los territorios rioplatenses independizados, cuyo Congreso proclamó su soberanía sobre las Provincias Unidas del Río de la Plata (Estado que sería proclamado como tal en el Congreso de Tucumán en 1816). El Ejército del Norte, contradiciendo las órdenes del Triunvirato para que abandonara la lucha, venció a los realistas en la batalla de Tucumán y los expulsa hacia el norte.
Se da inicio a la revolución del 8 de octubre de 1812, dirigida por José de San Martín, Carlos María de Alvear, Manuel Guillermo Pinto y Francisco Ortiz de Ocampo. Exigieron la renuncia del Triunvirato y su reemplazo por un Segundo Triunvirato, que tomó la decisión de arrestarlo y obligarle a alejarse de la capital por un tiempo.
De 1814 a 1820 realizó misiones diplomáticas en Europa para el nuevo Estado, entre otras las negociaciones con España. Desde 1820 hasta 1824 fue ministro de Gobierno. Participó en el Congreso Constituyente que redactó la Constitución de 1826 y fue presidente de las Provincias Unidas del Río de la Plata.
Logró ampliar el derecho al voto a los hombres mayores de 20 años, organizar el Parlamento y los tribunales, y la libertad de prensa. Adoptó la idea de una república centralizada y financió la creación de la Universidad de Buenos Aires y del Archivo Nacional. Continuó la guerra iniciada con Brasil en 1825 por la cuestión de la Banda Oriental (que incluía el actual Uruguay). Obligado a dimitir en julio de 1827 se exilió en Europa. Regresó a Buenos Aires en 1834 para hacer frente a las acusaciones de sus enemigos políticos; una vez más fue condenado al exilio.
Sus restos fueron repatriados en 1857, doce años después de su muerte acaecida el 2 de septiembre de 1845 en Cádiz.
Cargos
Presidente de las Provincias Unidas del Río de la Plata
8 de febrero de 1826 – 27 de junio de 1827

Más Información 

http://www.buscabiografias.com/biografia/verDetalle/741/Bernardino%20Rivadavia
                Más Información  http://www.conectate.gob.ar/sitios/conectate/busqueda/buscar?rec_id=50602

Filatelia

 

El Clima

   

 

 VOLVER