Estamos trabajando todavía

BASE  BELGRANO - ANTÁRTIDA ARGENTINA

HISTORIA 

La Base de Ejército General Belgrano fue una estación antártica de la República Argentina que se hallaba en las coordenadas sobre la barrera de hielo Filchner en la Bahía Comandante Piedrabuena.

El sector en donde se hallaba la base formó un gran témpano tabular de unos 100 km de largo en 1983, por lo que actualmente se encuentra desaparecida, desconociéndose su suerte

Fue inaugurada el 18 de enero de 1955 por el entonces coronel Hernán Pujato , para asegurar la presencia argentina al sur del Mar de Weddell y como punto de partida para una proyectada expedición al Polo Sur , consagrándose como la más austral del mundo hasta la fundación de una base estadounidense Amundsen-Scott en el Polo Sur un año después. El lugar fue elegido por Pujato a unos 3 km de la costa, tras realizar un reconocimiento en un helicóptero en la zona, basado en el rompehielos ARA General San Martín que llegó al lugar siguiendo un canal costanero de aguas libres de hielo en temporada estival, entre la barrera continental y el hielo marino, siendo la primera penetración del mar de Weddell. La construcción de la base demandó 15 días de trabajo y se dejó almacenado en ella combustible para tres años.

La dotación inicial de la base fue de 14 hombres, quienes durante el año que invernaron allí soportaron temperaturas exteriores de menos de -60 °C con vientos de más de 250 km/h.

Se hallaba completamente cubierta por el hielo, dejando libre sólo chimeneas, antenas y torres. El hielo avanza allí a un promedio de un km por año en dirección Norte. El área es un desierto casi desprovisto de vida animal.

La primera expedición terrestre argentina al Polo Sur, con 14 hombres, partió el 26 de octubre de 1965  desde la Base Belgrano al mando del coronel Jorge Leal  y alcanzó su meta el 10 de diciembre. En su trayecto fundaron a 420 km al sur la Base Sobral  el 2 de abril de 1965.

Desde 1058  se comenzaron a realizar estudios de alta atmósfera en la base y en 1970  se construyó a unos 250 metros (comunicado por túneles) de la base el Laboratorio Belgrano (LABEL) para ampliar el estudio de esos fenómenos de la aurora austral, que se extiende desde el 15 de marzo hasta el 10 de octubre. Se realizaban además estudios de las capas ionosféricas, sobre radiación cósmica y radiosondeos meteorológicos. El LABEL fue trasladado a la Base Belgrano II continuándose allí los estudios.

Desde la base se realizaron expediciones a la Barrera de Hielos Filchner con trineos tirados por perros polares y vehículos a oruga, la tercera en 1066  llegó hasta la Caleta Jardín. Mediante reconocimientos en dos aviones, un Cessna 180 y un Beaver, Pujato llegó hasta los 83°10’ Sur, descubriendo y bautizando los picos Santa Fe. Los topónimos en castellano de la región atestiguan las expediciones realizadas desde la base. Debió ser abandonada y fundarse el 5 de febrero de 1970 la Base Belgrano II  en un lugar estable. A partir de ese momento pasó a se conocida como Base Belgrano I. El sector en donde se hallaba la base formó un gran témpano tabular de unos 100 km de largo en 1983, por lo que actualmente se encuentra desaparecida, desconociéndose su suerte.

Más Información http://es.wikipedia.org/wiki/Base_Belgrano_I
 

 

 

 

 

 

 

 

 

La base General Belgrano fue la única estación científica ubicada sobre la gran barrera de hielo Filchner, una plataforma de hielo flotante de varios cientos de metros de espesor que es constantemente alimentada por los hielos que descienden del interior de la meseta polar.

La barrera enfrenta al mar con los altos acantilados de 30 a 40 metros de altura. Todo este manto de hielo suspendido sobre profundidades de hasta 1000 metros se halla en paulatino avance hacia el N, calculándose su velocidad en algo más de 1 kilómetro anual.

Entre la actual posición de la barrera y la que fuera marcada por Filchner en 1913 hay en ciertos punto una diferencia de 60 kilómetros debida a grandes desprendimientos de hielos.

La plataforma no tiene una superficie pareja y uniforme; en muchas partes está surcada por grandes grietas y por montículos que dificultan el tránsito del hombre, trineos o vehículos con orugas.

El acceso por mar a la base Belgrano se efectúa con relativa facilidad por la existencia de un canal costanero que los vientos suelen abrir en los meses de verano, a lo largo de la costa. Gracias a este canal se puede evitar un largo y riesgoso cruce del mar de Weddell, un mar extremadamente peligroso por el régimen de sus hielos viejos y duros.

Otro rasgo especial de esta desolada región es la ausencia casi total de vida animal.

Durante el verano se ven focas y pingüinos emperadores. De vez en cuando sobrevuela la base algún petrel de las nieves o algún skúa, los únicos visitantes de este apartado lugar.

Se puede afirmar que todo el paisaje no pasa de ser una llanura blanca y enceguecedora. Sólo sobre la costa, a unos 3 kilómetros de la base, se pueden distinguir algunas lomas y hondanadas.

El 18 de noviembre de 1954 zarpó de Buenos Aires la Fuerza Naval de Tareas Antárticas comandada por el Capitán de Navío Alicio E. OGARA. Integraban la expedición los barcos ARA “Bahía Buen Suceso”, ARA “Bahía Aguirre”, ARA “Punta Loyola”, ARA “Chiriguano”, ARA “Sanavirón” y ARA “Yamana”, y el rompehielos ARA “General San Martín”.

Esta fuerza de tareas tenía por misión instalar una base sobre la barrera de Filchner que, entre otras cosas, constituiría una puerta para el acceso al Polo Sur.

El 3 de enero de 1955 el General Hernán PUJATO, a bordo de un helicóptero, sobrevoló la zona de la barrera para elegir un lugar apropiado para montar la base.

Elegida una pequeña ensenada donde el alto paredón de hielo descendía suavemente hasta el nivel del mar, comenzaron quince días de trabajo en que se construyó una casa-habitación, depósitos de víveres y un hangar. Además, se dejó en la nueva base combustible suficiente para tres años.

Desde la base Belgrano partió la expedición terrestre encabezada por el Coronel LEAL, que llegó al Polo Sur el 10 de diciembre de 1965.

La ubicación geográfica de la base Belgrano la hace ideal para los estudios de alta atmósfera, pues se halla en la denominada zona auroral, caracterizada por sus constantes perturbaciones magnéticas e ionosféricas.

Por ello se decidió construir, en 1970, el laboratorio Belgrano (LABEL), para ampliar el estudio de esos fenómenos que se había iniciado en 1958.

Las construcciones del LABEL, que están a unos 250 metros de la casa-habitación y demás dependencias de la base, albergan un valioso instrumental con el cual se desarrolla el estudio de la aurora austral, un programa que se extiende desde el 15 de marzo hasta el 10 de octubre, es decir durante el período de penumbra y de oscuridad completa. En la torre de auroras se las observa visualmente y con una cámara “todo-cielo” que cada minuto toma una fotografía de toda la bóveda celeste.

Además, se estudia el comportamiento de las capas ionosféricas mediante sondeos que se realizan cada 15 minutos, sin contar con las observaciones mediante el riómetro, los estudios sobre radiación cósmica y los radiosondeos meteorológicos.

La comunicación entre la base y el edificio del LABEL se efectúa con preferencia por un conjunto de túneles cavado en el hielo cuya temperatura es de -25ºC.

En ciertos puntos los túneles están a 10 metros bajo la superficie del hielo debido a que las precipitaciones de nieve van sepultando gradualmente las construcciones.

Sobre el hielo sólo asoman la casilla de lanzamiento de globos sonda, la torre de auroras y múltiples chimeneas y antenas.

DOTACIÓN FUNDADORA DE LA BASE

General de División

Hernán PUJATO

 

Doctor

Félix A. OLMEDO DÍAZ

 

Teniente Primero

Jorge O. MORGANTI

 

Teniente

Juan L. COELHO

 

Teniente

Alberto Santiago MACIEL

 

Suboficial Ayudante

Alfonso OBERMEIER

Fuerza Aérea - Mecánico de Avión

Suboficial Ayudante

Domingo Ernesto MOLINARI

Fuerza Aérea - Mecánico de Avión

Sargento Primero

Julio Germán MUÑOZ

 

Sargento Primero

Juan Bautista CARBALLO

 

Señor

Alejandro CASSIS BRESCIANI

 

Sargento Primero

Américo A. DÁVILA

Patrullero

Cabo Primero

Eduardo A. LOGARES

Enfermero

Suboficial Ayudante

Juan José NAVEIRA

Fuerza Aérea - Comunicaciones

Señor

José CORREA

Cocinero Ayudante

TOPÓNIMOS DE LA ZONA

Tierra de Coats
En homenaje a los hermanos James y Andrew COATS que financiaron la Expedición Antártica Escocesa del Dr. W. BRUCE, que exploró ese lugar.

Ensenada Comandante Piedrabuena
Recuerda a Luis PIEDRABUENA, de destacada actuación en los mares del sur y primer argentino conocido que desembarcó en la península Antártica, en la costa de bahía Margarita.

Cabo Conscripto Cerisola
Recuerda al Conscripto Augusto CERISOLA, fallecido en 1955 en acto de servicio.

Cabo Conscripto Quigley
Recuerda al Conscripto Jorge Tomás QUIGLEY, que perdió la vida en 1955 en acto de servicio.

Barrera de hielo Filchner
Recuerda a Wilhelm FILCHNER, jefe de la Expedición Antártica Alemana que descubrió el lugar en 1912.

Mar de Weddell
En homenaje a su descubridor, el Capitán inglés James WEDDELL, que lo navegó en 1823.

 
Más Información http://www.marambio.aq/belgranoi.htm
 

http://www.histarmar.com.ar/Antartida/PaPenetredell-Album-1entrada.htm

Más Información http://es.wikipedia.org/wiki/Base_Belgrano_I

FILATELIA

   

                                VOLVER